Ilustrados comunidad mundial educativa
Inicio | Escribenos
User: Pass: Recordar ó (Registrate!)

| !Publicar Articulo¡

LECTURA, AXIOLOGÍA Y LOS DIRIGENTES EN EL MUNICIPIO MANZANILLO.

Resumen: La lectura ha de ser consustancial al dirigente, a la vez que la posición privilegiada que este ocupa en la sociedad le posibilita convertirse en un actor activo a favor de la lectura. Sin embargo, ni en la estrategia nacional de superación de los dirigentes y sus reservas, ni en el programa nacional de la lectura aparecen referencias a este problema.
4,589 visitas
Rating: 0
Tell a Friend
Autor: José Herrera Viga

Email: jherrerav@udg.co.cu

 Coautores:

Dr.C: Osmar Pérez Losada

Dr.C Dionisio Ponce Ruiz

 

El diagnóstico aplicado a una muestra de dirigentes y sus reservas del municipio  Manzanillo confirma en buena medida que la lectura no figura entre sus prioridades y que estos no son conscientes del deterioro de un grupo de factores asociados al ejercicio de la dirección y a su vez vulnerables por la ausencia de la axiología derivada de este hábito.

 

Índice                                                                                                       Página

Resumen

Introducción ----------------------------------------------------------------------    3

Desarrollo--------------------------------------------------------------------------    6

Consideraciones finales---------------------------------------------------------- 12

Bibliografía------------------------------------------------------------------------- 14

 


 

 

I.- Introducción

 “Nadie se crea que nació con valores o con cualidades revolucionarias, nadie, no, ninguno, ni siquiera Martí, que es lo más grande que nuestra patria ha tenido, tiene y tendrá”                                         

                                                                                                                 Fidel Castro Ruz.

 “Leer es crecer”

                                  José Martí

Afirmar que con la aparición de la imprenta en 1455 el conocimiento experimentó un impulso impetuoso constituye una verdad de Perogrullo. Este suceso fue la pauta para que el libro, la lectura y el lector constituyan aspectos consustanciales al entramado de la humanidad. En poco más de 500 años la espiral creciente del conocimiento alcanzó hitos insospechados.

Casi concluida ya la primera década del siglo XXI, se sigue hablando -aunque con diferentes matices de intensidad- de postmodernidad, de globalización neoliberal y sociedad de la información. Sin embargo, a la luz de los avances científico-técnicos y tecnológicos, y ante los hombres y mujeres de esta época, se abre aun la disyuntiva de cómo acceder al conocimiento, cómo atesorar el saber esencial de la realidad, y cómo actuar en concordancia con esa avalancha explosiva de la inteligencia.

 “Leer es Crecer” sentenció el Héroe Nacional cubano. Para él, queda claro que, la lectura representa la alternativa más efectiva para emanciparnos en el tiempo y el espacio, como acto de la multiplicación de la existencia, pero también, y sobre todo, la lectura entendida como progreso espiritual, como triunfo en el oficio cotidiano de alcanzar la plenitud humana. En solo tres palabras el Apóstol nos legó toda la axiología que encierra la lectura como el acto de comunicación intrapersonal de desbrozar códigos y significados.

Para algunos, el auge de las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones puede suponer una devaluación de la lectura, sin percatarse que el soporte magnético o el material audiovisual no excluyen ni niegan el acto de leer y la cuestión no pasa de ser apenas una superación de la escritura impresa en papel y un mero cambio de formato.

En la actualidad sería impensable que alguien cuestionara la validez y pertinencia del hábito de lectura, como una actividad o mediación eminentemente social y fundamental para conocer, comprender, consolidar, analizar, sintetizar, aplicar, criticar, construir y reconstruir los nuevos saberes de la humanidad y en una forma de aprendizaje importante para que el ser humano se forme una visión del mundo y se apropie de él y del enriquecimiento que le provee, dándole su propio significado, acto indispensable para acceder a cualquier forma del conocimiento.

Las personas se acercan a la lectura de diversas maneras, conforme a la clasificación ofrecida por Richard Bamberger[1], estos acercamientos pueden estar condicionados por diferentes motivaciones ya sean de carácter informativa, escapista, literaria o cognitiva, pero en el fondo todas de algún modo legitiman la aspiración de crecer, afianzar la relación sujeto – objeto y adentrarnos en la búsqueda incesante de las claves de la existencia humana.

Cuando estudiosos del tema como Víctor Fowler se preguntan: “¿Quién nos diría qué leer y cómo lo seleccionaría él mismo?”; en abierta alusión al abanico inconmensurable de información acumulada, en una época donde sólo en el orden cognitivo salen a luz diariamente más de diez mil artículos contentivos de novedades científicas, cifra equivalente a todo lo publicado en el año 1938, y considerando además que, la profusión editorial desborda en nuestros días la imaginación más atrevida; y sí como refiere este autor, un lector sobresaliente durante cuarenta años de su vida alcanzaría a leer apenas 2080 libros, cómo entonces una persona responsable podría darse el “lujo” de no leer, o hacerlo insuficientemente.

En tal caso cabría hacerse otras preguntas: ¿Cómo entendería el mundo? ¿Cómo se colocaría al nivel de su tiempo?, si ya desde el siglo XIX José Martí alertaba que el libro más novedoso es viejo al editarse, y ¿cómo será entonces ahora con el aplastante flujo de información y las urgencias comunicativas de este siglo?

Nada, que vivir de espaldas a la lectura resulta una automutilación espiritual. Con mucho acierto Raúl Valdés Vivó ha señalado: “la verdad no está en los libros, sino en la vida, aunque sin libros no hay humanización de la vida”. 

Por otra parte, en su frase paradigmática Martí no parece excluir a ningún actor social, con independencia de sexo, edad, etnias, creencias, ni mucho menos por la ocupación que realicen estos en la vida. En tal sentido llama poderosamente la atención que los directivos o cuadros, como se les designa en nuestro país, puedan prescindir del hábito de la lectura, siendo conductores de organizaciones y colectivos humanos. La práctica social en el ámbito internacional y nacional, a lo largo de toda la historia, ha demostrado fehacientemente que los líderes más representativos de todos los tiempos han tenido la lectura en un lugar prominente de sus vidas y todo parece indicar que esto ha influido decisivamente en los éxitos alcanzados, y parece ser una condición a priori del liderazgo en cualquiera de sus manifestaciones o campos.

En Cuba no es fortuito que auténticos líderes como Félix Varela, Carlos Manuel de Céspedes, Juan Gualberto Gómez, Julio Antonio Mella, Rubén Martínez Villena, Pablo de la Torriente Brau, Antonio Guiteras, Frank País, Carlos Rafael Rodríguez, Ernesto Guevara, y por supuesto, el principal paradigma de líder de nuestra historia, Fidel Castro, hayan sido y sean lectores empedernidos.

En el ámbito internacional basta con ilustrar, a modo de ejemplo, con los nombres de Carlos Marx, Federico Engels, V. I. Lenin y Ho Chi Minh, como expresión elocuente de la validez de este criterio.

No obstante lo planteado anteriormente, resulta sumamente significativo, que la lectura como objeto de estudio, ampliamente tratado en disímiles campos y segmentos sociales, no haya recibido la misma atención en su relación con los directivos o cuadros de dirección. Al parecer, la axiología inherente a la lectura es tan obvia que los estudiosos de estos problemas sociales no se han percatado en toda su magnitud de que pudiéramos encontrarnos ante un mal invisible que erosiona la actividad de la dirección y que pudiera resultar el llamado “Saco roto” por donde escapan en no pocas situaciones la eficacia y eficiencia organizacional.

 

Desarrollo:

En contexto cubano actual, en que el pueblo se encuentra inmerso en la Batalla de Ideas y en la justa aspiración de convertir al país en uno de los más cultos del mundo, mediante la estrategia de consolidar una cultura general integral, resulta palpable que en los próximos años los cuadros conducirán colectivos de una elevada preparación y cultura, y por consiguiente, necesitarán estar dotados de valores, habilidades y un grado de conocimiento tal, que sólo será posible obtenerlo a través de la mediación de la lectura.

Obviamente, existe un gran consenso en que parece existir una conexión especial y una relación muy íntima entre el hábito de lectura y el desempeño de los dirigentes, y sobre todo de los auténticos líderes como máxima expresión de la actividad de dirección a escala universal. Sin embargo, en el entorno del municipio manzanillo, aún cuando tales beneficios son muy palpables, la tendencia es diferente, y tal práctica no parece a priori distinguir la conducta de los dirigentes.

Asimismo, tampoco existe ningún estudio asociado al problema objeto de investigación, como tampoco parece haberlo en otros municipios o territorios de la provincia, comprometiéndose de esta forma los resultados de la gestión organizacional en muchas de sus entidades y, no obstante la trascendencia social, económica, teórica y metodológica de este problema, en el Programa Nacional de la Lectura no se identifica el segmento social de los dirigentes como una prioridad, ni siquiera se les menciona, cuando potencialmente a partir del ejemplo personal y la influencia que irradian en sus colectivos de trabajadores y la población en general pudieran convertirse en genuinos promotores de la lectura, para su propio bien, para el bien de la sociedad que defendemos y la obra infinitamente humana de la Revolución.

Pero más significativo aún resulta, que en la Estrategia Nacional de Preparación y Superación de los Dirigentes del Estado y del Gobierno y sus reservas del 17 de Septiembre del 2004 no se hace ninguna referencia al respecto, ni se fija ningún comprometimiento del cuadro en este particular, aun cuando se reconoce que la Autopreparación debe de ser continua, con prevalencia de la preparación en el puesto de trabajo. Si bien admitimos que el asunto no debe encararse con disposiciones oficiales e institucionales, sí debe hacerse a través de formulaciones de carácter ético, que no dejen espacio a la espontaneidad ni al libre albedrío en un problema de tanta significación.

Atendiendo a lo señalado anteriormente consideramos que acometer este estudio resulta congruente en el escenario actual de la nación empeñada en salir adelante y derrotar el cruel bloqueo impuesto por el gobierno de los Estados Unidos; pues el hábito de lectura está en la base de los principales propósitos de la sociedad cubana encaminada hacia la invulnerabilidad económica, política y militar.    

En fin, la idea de esta investigación tuvo fuentes diversas. Por una parte existe bastante consenso entre los docentes de experiencia respecto a que los estudiantes lectores, al margen de sus inclinaciones curriculares, ofrecen respuestas más convincentes y argumentadas que sus compañeros, y en general, tienen un desempeño integral muy positivo, con habilidades y valores acentuados, para expresar sus conocimientos y defender sus puntos de vista. Todo esto sin ignorar la presencia de ciertas dotes de liderazgo en sus colectivos, y con el tiempo, muchos de ellos han ocupado u ocupan importantes cargos de dirección.

Por otra parte, los expertos en temas de dirección consultados refieren desde su perspectiva de observación, determinada relación entre la condición de lectores de los dirigentes y el grado de éxito en sus respectivos desempeños.

Tampoco puede pasarse por alto, la apertura de la Filial Universitaria Municipal, y sus múltiples oportunidades para el territorio. En este caso aportó una investigación preliminar realizada en el 2007, que posibilitó identificar los principales problemas de los cuadros del Consejo Popular No. 6 del municipio, al evaluar la pertinencia organizacional y la aplicación de los nuevos paradigmas de dirección, resultando un fuerte apego a los viejos paradigmas, y en consecuencia, cierto grado de obsolescencia profesional, además de formalismo en la selección y capacitación, exceso de empirismo, falta de idoneidad, mucha improvisación, y por supuesto, el problema que aquí ocupa: escaso hábito de lectura.

Finalmente, la lectura de libros como “Fidel y la Religión” y “Un grano de Maíz” convencen de la validez de indagar sobre una posible conexión entre el hábito de lectura y la actividad de dirección, a partir del presupuesto de un presunto impacto axiológico de este hábito en las principales habilidades generales que deben estar presentes en todo dirigente, según criterio muy compartido por los estudiosos del tema: habilidad técnica, habilidad humana, habilidad conceptual y habilidad de diseño.

La incorporación y paulatino desarrollo de estas habilidades de dirección resultan impensables en la práctica sin la mediación de la lectura, además de que la propia aspiración suprema de la dirección, de convertir los dirigentes en líderes, con toda la carga de formación axiológica que ello exige, en interés del cumplimiento del ciclo básico de dirección y las principales funciones directivas asociadas al ejercicio de la autoridad, la toma de decisiones y la solución de conflictos, dan una ventaja extraordinaria al cuadro lector, quien está en mejores condiciones de asumir su primera y más importante obligación: pensar.

Definitivamente la idea de estudiar esta problemática se ha ido configurando en el propio desarrollo de los estudios de Axiología, donde el autor ha confirmado que ningún proceso social y humano, como en este caso la dirección, puede escapar a esta disciplina.

A tales efectos se formulan las siguientes preguntas:

¿Cuánto leen y qué tipo de lectura realizan los dirigentes de Manzanillo?

¿Por qué algunos de los dirigentes del municipio no leen suficientemente?

¿Qué efectos negativos puede tener en el desempeño de los dirigentes el escaso hábito de lectura?

¿Es factible implementar modelos que refuercen el hábito de lectura en los dirigentes, y por consiguiente, mejorar su desempeño y los resultados integrales de sus respectivas organizaciones?

¿Cómo incide el hábito de lectura en la formación axiológica de la personalidad del dirigente y los resultados de su gestión?

Para dar respuesta al problema científico se propone como objetivo: Valorar el papel del hábito de lectura en el desempeño de los dirigentes del municipio Manzanillo y las posibilidades del mejoramiento de su gestión a partir de la conformación de modelos al efecto.

Como objetivos específicos se plantean:

  1. Diagnosticar el estado actual del interés por la lectura y sus principales tendencias entre los cuadros del municipio Manzanillo.
  2. Determinar las causas que más influyen en el escaso hábito de lectura de estos cuadros.
  3. Evaluar las consecuencias negativas del déficit de este hábito para la gestión y desempeño del cuadro.
  4. Promover estrategias encaminadas a impulsar y consolidar este hábito en los dirigentes manzanilleros.

Las tareas de investigación propuestas fueron las siguientes:

  • Analizar las implicaciones del hábito de lectura en el desempeño de dirección de los dirigentes del municipio.
  • Caracterizar el estado actual del hábito de lectura en la sociedad manzanillera y particularmente en el ámbito de los dirigentes.
  • Elaborar modelos de promoción de lectura a partir de las oportunidades y perspectivas que ofrece la Sede Universitaria Municipal, para favorecer la integración de los cuadros con el resto de los actores sociales del municipio, en correspondencia con los propósitos generales del Programa Nacional de la Lectura y la Estrategia Nacional de Preparación y Superación de los Cuadros del Estado y el Gobierno.

Para desarrollar las tareas de investigación se requirió del auxilio de métodos teóricos y empíricos.

Entre los teóricos prevalecen los siguientes:

  • Histórico – Lógico: En función de despejar desde sus orígenes hasta el momento actual la interrelación entre el hábito de lectura y el desempeño organizacional de los dirigentes.
  • Inductivo – Deductivo: En interés de aprovechar las experiencias teóricas y/o prácticas que permitieran arribar a la determinación de regularidades entre el objeto de investigación y el campo seleccionados.
  • Modelación: Para establecer la congruencia de la Filial Universitaria Municipal para interactuar de manera óptima con los actores sociales del municipio, especialmente los cuadros, mediante el diseño de acciones dirigidas a la solución del problema científico.  

Asimismo entre los métodos empíricos utilizados destacan:

  • Análisis de resultados de investigación precedente realizada por la Sede Universitaria.
  • Técnicas de investigación – Acción – Participación: curso de dirección que se ejecuta con los cuadros del municipio como parte de un proyecto de investigación.
  • Criterios de expertos.
  • Aplicación de entrevistas en profundidad.

Y como principales instrumentos de recolección de información y datos sobresalen:

·   Observación participante

·   Observación no participante

·   Auto - observación 

·   Aplicación de encuestas

En el Marco Teórico Conceptual dialogamos con diferentes teorías, entre las principales figuran:

·                     Teoría de la Lectura

·                     Teoría Axiológica

·                     Teoría del Liderazgo

·                     Teoría de la Comunicación

·                     Teoría Semiótica

·                     Teoría Socio – Política

·                     Teoría y Metodología de la Investigación Social

·                     Teoría de la Dirección por valores

·                     Teoría Sociológica

Por las características de esta investigación resultó imprescindible aplicar el método de la triangulación, se impuso así, trabajar con los paradigmas cuantitativo y cualitativo.

En virtud de la novedad científica que significa trabajar el objeto social del hábito de lectura en el campo de los cuadros del municipio Manzanillo, se precisó de la realización de diferentes tipos de investigación: estudios exploratorio, descriptivo, correlacional y explicativo, en distintos momentos de la investigación.

La muestra seleccionada incluyó el 40% de los directores del municipio, un 25% para las entrevistas en profundidad y un 5% para los criterios de expertos, en relación a la población total seleccionada (Dirigentes del primer nivel de dirección administrativa).               

Asimismo aplicamos un sistema de variables independientes y dependientes de amplio espectro, en consideración al alcance de la investigación y en el caso de las escalas de medición nos acogimos al escalamiento tipo Likert, con cuestionarios que incluyen preguntas abiertas y cerradas.

Consideraciones finales:

En sentido general, entendemos que esta investigación puede constituir un valioso aporte científico no sólo para nuestro municipio, sino también para otros territorios e incluso el país, para el cumplimiento de las ambiciosas metas trazadas en las esferas: económica, política y social; donde la consecución de la eficacia y la eficiencia dependen en buena medida del liderazgo en la dirección, y este empeño a su vez, se afirma de manera significativa en el soporte del hábito de la lectura.

La evaluación preliminar de los instrumentos aplicados en este estudio confirmaron la hipótesis de que nuestros cuadros leen poco, carecen de habilidades lectoras, apenas rebasan el estatus de lector informativo, están muy desactualizados en temas de dirección, manifiestan una cultura general integral baja, tienen afectaciones visibles en la formación de valores universales, y no son plenamente conscientes de que todo esto reduce sus potencialidades de dirección, lacera el liderazgo, y dificulta sobremanera el cumplimiento del objeto social, las misiones y objetivos de sus respectivas organizaciones.

Sin embargo, en las entrevistas a cinco expertos seleccionados, se evidenció que los éxitos alcanzados en la actividad de dirección, obedecen en gran medida a la condición de lectores expertos, la cual allanó caminos, rompió obstáculos, facilitó todas las formas de comunicación, fortaleció la confianza de los subordinados y los acercó bastante al ideal supremo de convertirse en líderes.

Llama poderosamente la atención que el argumento más esgrimido para no leer es la falta de tiempo, mientras que el más ocupado de todos los cubanos y posiblemente de todos los humanos, ese líder excepcional y ejemplar que es Fidel Castro, no escatima tiempo para todo tipo de lectura, consciente del precepto  martiano antes mencionado y convencido de que es uno de los mejores caminos para cultivar la virtud.

Finalmente consideramos que si entre los estudiosos de temas organizacionales existe consenso de que la dirección es por su naturaleza, y por encima de todas las cosas, un proceso de comunicación, y si admitimos que la lectura está en la base misma de la comunicación, entonces no cabe dudas de que el tema del hábito de lectura en el dirigente demanda con urgencia la mayor atención en el empeño de ser eficaces y eficientes y servir mejor al pueblo.

En fin, cuando el dirigente no lee se desploma y se resiente:  

         La Comunicación Interpersonal

         Las Habilidades Técnicas, Humanas, Conceptuales y de Diseño.

         Los métodos de Dirección comunicativos y organizativos: argumentación, persuasión, convencimiento, reuniones, despachos, visitas, etc.

         La autoridad, toma de decisiones y capacidad para solucionar conflictos.

         La competencia profesional.

         El empleo adecuado de la lengua materna.

         La formación de valores esenciales como la perseverancia, la sensibilidad humana, la firmeza y las convicciones, y por lo tanto la posibilidad de ejercer liderazgo.

Asimismo la organización pierde: pertinencia social, eficacia, eficiencia y posibilidades de éxito.

 

Bibliografía 

ALFONSO GONZÁLES, GEORGINA.  Axiología para la identidad. p. 1-39. En La Polémica sobre la identidad  / Georgina Alfonso  G [et al]. La Habana:  Ed. de Ciencias Sociales, 1997.

ALONSO, Ma. MARGARITA.  Para investigar en comunicación social: guía                  didáctica / Ma. Margarita Alonso, Hilda Salodriga. La Habana, Ed. Félix Varela, 2002. p. 91

AMAYA TRUJILLO, JANNY.  El Reinado de lo impreso. p. 89-123. En   Comunicación y sociedad cubana: selección de lecturas / Raysa Portal Moreno, Hanny Arroya T. La Habana: Ed. Félix Varela, 2005.

CARDENAS ACUÑA, EMMA. Protocolo y ceremonial. p. 259-310. En Manual de relaciones públicas / colectivo de autores. La Habana: Ed. Félix Varela, 2002.

CARDONA LABARGA, JOSÉ Ma.  Crear y sobrevivir: como evolucionan y prosperan las empresas. Madrid: Ed. Díaz de Santos, 1988. 183 p.

CUBA. MINED.  Programa Nacional por la lectura. p. 96-100. En Compendio de lectura acerca de la cultura y la educación estética / MINED. La Habana: Ed. Política, 2000.

CHÁVEZ RODRÍGUEZ, JUSTO A. Axiología: historia y actualidad. p. 11-17. En Rev. Educación. no. 108. La Habana, enero – abril 2003.

__________________.  La Empresa como organización económica básica: su eficiencia y competitividad. p. 203-337. En Cuba, economía en período especial.  La Habana: Ed. Pueblo y Educación, 2002.

DUNCAN, W. JACK.  Grandes ideas en dirección de empresas: Lecciones de los fundadores y de los fundamentos de la práctica directiva. Madrid: Ed. Díaz de Santos, 1991.  p. 280

Esquema conceptual, referencial y operativo sobre la investigación educativa / Beatriz Castellanos Simons… [et al]. La Habana: Ed. Pueblo y educación, 2005. p. 132

Estética: enfoques actuales / Mayra Sánchez Medina… [et al]. La Habana: Ed. Félix Varela, 2005. p. 299

Estrategia  Nacional de preparación y superación de los cuadros del estado y el gobierno y sus reservas, 2004. (aprobado por la Comisión Central de Cuadros del Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros el día 17 de septiembre de 2004). 16p. (Folleto).

FORNET, AMBROSIO.  La lectura: proletariado y cultura nacional. p. 20-   35. En Comunicación y sociedad cubana: selección de lecturas / Raysa Portal Marero, Hanny Arroya T. La Habana: Ed. Félix Varela, 2005.

FOWLER, VÍCTOR. Marketing y promoción de la lectura. p. 138-158. En Compendio de lecturas acerca de la cultura y la Educación estética / MINED. La Habana: Ed. Política, 2000.

__________.  Teorías de la lectura. p. 159-180. En Compendio de lecturas acerca de la cultura y la Educación estética / MINED. La Habana: Ed. Política, 2000.

GONZÁLEZ MORALES, JULIO C.  Comunicación interpersonal: criterios para una definición. p. 12-20. En Comunicación social: selección de textos / Luis López Viera. La Habana: Ed: Félix Varela, 2003.

HENRÍQUEZ UREÑA, CAMILA.  Invitación a la lectura: notas sobre apreciación literaria. La Habana: Ed: Félix Varela, 2005. p. 180

IZQUIERDO GONZÁLEZ, MADELINE.  Polémicas y problemas en los estudios axiológicos de la estética marxista. p. 86-90. En Estética y Arte / Ma. Magaly Espinosa Delgado, Comp. La Habana: Ed. Pueblo y educación, 1991.

KAPLUN, MARIO.  La Empatía, clave de la comunicación. p. 101-102. En Comunicación Social: selección de textos / Luis López Viera. La Habana: Ed. Félix Varela, 2003.

KOONTZ, HAROLD.  Liderazgo. p. 77-90. En Psicología Social / Zoe Bello Dávila, Julio C. Casales F. La Habana: Ed. Félix Varela, 2003.

KOTLER, PHILIP.  Marketing social: estrategias para cambiar la conducta pública / P. Kotler, Eduardo L. Roberto. [S.L]: Ed. Díaz de Santos, 2002. 467p.

LEVITT, THEODORE.  Reflexiones en torno a la gestión de empresas. Madrid, Ed. Díaz de Santos, 1991. 150p.

LÓPEZ BOMBINO, LUIS.  La Subjetivación de los valores. p. 336-364. En Pensando en la personalidad. Selección  de lecturas / Lourdes Fernández Ruiz, Comp. La Habana: Ed. Félix Varela, 2003. t. I.

PÉREZ LEYVA, JOSÉ.  Una mirada al exterior: el Sector externo y el mundo en que debemos reinsertarnos. p. 44-62. En Economía Cubana del trauma a la recuperación / Carlos García Valdés… [et al]. La Habana: Ed. Pueblo y educación, 1998.

PIEDRA RODRÍGUEZ, MARIO.  Relaciones públicas: definición, principales conceptos y acciones. p. 25-123. En Manual de relaciones públicas / colectivo de autores. La Habana: Ed. Félix Varela, 2002.

RIVERO VERDECIA, ARNALDO.  Promoción de la lectura y función cultural del profesional de la ciencia bibliotecológica. p. 225-297. En Una aproximación a la Comunicación. La propaganda y la promoción de la lectura. La Habana: Ed. Félix Varela, 2002.

SALADRIGA MEDINA, HILDA.  Técnicas de investigación y auditoría de imagen. p. 87-123. En Manual de relaciones públicas /  colectivo de autores. La Habana, Ed. Félix Varela, 2002.

SUÁREZ TAJONERA, JOSÉ Q.  Algunos problemas técnicos metodológicos de la Educación estética en Cuba. p. 47-51. En Estética y Arte / Magaly Espinosa Delgado, Comp. La Habana: Ed. Pueblo y Educación, 1991.

TRELLES RODRÍGUEZ, IRENE.  Comunicación, imagen e identidad corporativa: selección de lecturas / Irene Trilles Rdz., Julieta Meriño Otero, Arnulfo Espinosa Rodríguez.  La Habana: Ed. Félix Varela, 2005.

________________.Comunicación organizacional. La Habana: Ed. Félix Varela, 2001, p.  285

Articulos relacionados:
Globalización y exclusión social en América Latina
Resumen:
El presente artículo constituye una reflexión acerca del carácter contradictorio de la actual globalización neoliberal, la que se presenta por sus defensores como un proc...
La paternidad una problemática actual
Resumen:
En esta ocasión, la motivación esencial se fundamenta en la necesidad de profundizar en una problemática que no es frecuente en nuestro medio, pero sí merece una atención...
La construcción de la identidad Israelí: Génesis, problemáticas y contradicciones de una idea. El caso del nacionalismo judío
Resumen:
Luego del atentado a la embajada de Israel en Buenos Aires, durante una entrevista a Yasser Arafat un periodista argentino le preguntó el por qué de las repercusiones de ...
Asesinos en serie
Resumen:
El problema de la criminalidad es uno que afecta a todos los países del mundo moderno y que ha estado presente en la historia humanidad, inclusive en la Biblia cuando Caí...
Fidel Castro y la prensa escrita: legado y contemporaneidad (doc)
Resumen:
El pensamiento progresista cubano que se gesta en el decursar lento pero necesario de las tres primeras centurias, alcanza en el siglo XIX un notable auge en su proceso d...
Copyright © 2011 ilustrados.com, Monografias, tesis, bibliografias, educacion. Tofos los temas y publicaciones son propiedad de sus respectivos autores ©