Ilustrados comunidad mundial educativa
Inicio | Escribenos
User: Pass: Recordar ó (Registrate!)

| !Publicar Articulo¡

¡El texto de 1. juan 5:7-8 aparece adulterado en algunas versiones biblicas!

Resumen: El texto original de la Biblia dice en 1. Juan 5:7-8 lo siguiente: Cita: 7 Porque tres son los que dan testimonio: 8 el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan. Añadido Cita: 7 Porque tres son los que dan testimonio: en el cielo: el Padre, el verbo, y el Espíritu Santo; y estos tres concuerdan en uno. 8 Y tres son los que dan testimonio en la tierra: el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.
16,234 visitas
Rating: 0
Tell a Friend
Autor: Julio César Clavijo S.

¿PUEDE UN TEXTO APOCRIFO SER TOMADO COMO FUENTE DE AUTORIDAD DOCTRINAL?


El texto original de la Biblia dice en 1. Juan 5:7-8 lo siguiente:

Cita:

7 Porque tres son los que dan testimonio:
8 el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.

 

LA BIBLIA TEXTUAL. (VERSION REINA VALERA) SOCIEDAD BIBLICA IBEROAMERICANA


¿Entonces de dónde salió el añadido que siglos después se le hiciera a esos textos sagrados? ¿Cuál añadido?

Pues el siguiente (Las palabras añadidas van con rojo):

 

Cita:

7 Porque tres son los que dan testimonio: en el cielo: el Padre, el verbo, y el Espíritu Santo; y estos tres concuerdan en uno.
8 Y tres son los que dan testimonio en la tierra:
el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.

 

VERSION REINA VALERA EDICION 1960. SOCIEDADES BIBLICAS UNIDAS.



Esa añadidura es una inclusión de textos apócrifos que hizo la iglesia católica a la versión oficial que ellos usaban de la Biblia, versión conocida como la Vulgata Latina en alguna parte del siglo XIII.

Recordemos que
el Nuevo Testamento fue escrito en el idioma griego, no en el latín. Para que hubiera una versión en latín se necesito que esta se hubiera traducido del griego. No hay ni un solo texto griego antiguo que contenga esas palabras, pero curiosamente la versión oficial en idioma latín usada por la iglesia católica romana, a saber la Vulgata Latina (aunque en un principio no contuvo esas palabras) más tarde si llegó a contener esas palabras.

En las actas del concilio de Latera celebrado por la iglesia católica en el año 1215, se encuentra el primer registro documental en idioma griego que contiene esas
palabras apócrifas.

Para un cristiano verdadero la única autoridad doctrinal que debemos tener es la Biblia, así que añadiduras no valen.

La palabra del Señor es clara, y afirma que le pasará a cualquiera que añadiere o quitare al mensaje de la Palabra de Dios. La Biblia dice:

APOCALIPSIS 22:18-19

Yo testifico a todo aquel que oye las palabras de la profecía de este libro: SI ALGUNO AÑADIERE a estas cosas, Dios traerá sobre él las plagas que están escritas en este libro. Y SI ALGUNO QUITARE de las palabras del libro de esta profecía, Dios quitará su parte del libro de la vida, y de la santa ciudad y de las cosas que están escritas en este libro.

Además existen otros textos que nos advierten sobre el peligro de añadir a lo que está escrito en la Palabra de Dios, al punto de que llama a los que le añaden a la palabra mentirosos. El que añade a las palabras de Dios para con eso pretender enseñar doctrinas ajenas a las Sagradas Escrituras no está esperando sino la reprensión del Señor.

PROVERBIOS 30:5-6

“Toda palabra de Dios es limpia; El es escudo a los que en él esperan. NO AÑADAS A SUS PALABRAS, para que no te reprenda, y seas hallado mentiroso”.

Es triste que muchas personas en los tiempos actuales estén influenciadas por
el dogma Babilónico y católico romano de la trinidad. Es triste que citen esas palabras como si fueran realmente bíblicas, como si realmente tuvieran autoridad doctrinal, como si de verdad hubieran sido escritas por el apóstol Juan. Es triste que hayan caído en la trampa que el diablo les ha puesto. Es triste que se comporten como fieles seguidores de la Gran Ramera repitiendo como loros lo que ella quiere que digan.

La falta que acarrea el añadir a la Escritura para enseñar doctrinas ajenas a las Sagradas Escrituras es un pecado muy grande. Es un pecado que acarrea que el ser humano pueda perder el privilegio de estar un día con el Señor. Y no es pecador solamente el que añadió una herejía a la Escritura, sino el que sabiendo que es herejía lo repite y lo enseña a los demás. Hay muchísimos líderes y personajes que los trinitarios evangélicos respetan y admiran, que saben que esos textos son apócrifos, pero que sin embargo los citan como si fueran en realidad parte integral de las Sagradas Escrituras. Ellos mismos son ciegos que guían a otros ciegos, y si un ciego guía a otro ciego ambos caerán en el mismo hoyo (Mateo 15:14)

Otros trinitarios desconociendo que son textos apócrifos son tristemente engañados por las mentiras que contienen. Aún hay tiempo de salir de la contaminación de Babilonia para creer en el Dios que es uno, único, sólo e indivisible, y que fue manifestado en carne para darnos salvación.

Usualmente cuando se le pide a una persona creyente en la trinidad que demuestre “la verdad” de dicha enseñanza con las escrituras, mencionan inmediatamente esa cita, pero no como originalmente fue escrita, sino con el texto adulterado al cual nos estamos refiriendo. Esa es sin duda alguna, una demostración de lo que es la contaminación católica en el pensamiento de los llamados evangélicos trinitarios.

En realidad no hay ni un solo texto bíblico que diga de manera exacta lo que el dogma de la trinidad enseña.

Ningún texto bíblico dice de manera exacta que Dios exista en tres personas, o que hayan tres personas distintas y un solo Dios verdadero. Solo eso sería trinidad y la Biblia nunca dice eso. Las Escrituras no enseñan la trinidad de personas. Además la doctrina de la trinidad utiliza terminología no usada en la Escritura. Por ejemplo la Biblia nunca menciona las palabras trinidad, santísima trinidad, divina trinidad, o el misterio de la santísima trinidad; tampoco usa expresiones como: el Dios triuno, el trino Dios, tres personas distintas y un solo Dios verdadero, la primera persona, la segunda persona o la tercera persona, ni mucho menos menciona el término Dios el Hijo, o el Hijo eterno. Por el contrario habla acerca del Hijo de Dios, que es algo completamente diferente a Dios el Hijo. La doctrina de la trinidad enseña y acentúa la pluralidad en la Deidad mientras que la Biblia acentúa la unicidad de Dios.

Si la trinidad fuera algo realmente cierto, debería por lo menos haber una porción bíblica que se dedicara a explicar lo concerniente a la trinidad. La verdad es que ningún texto bíblico lo hace.
Todo lo contrario los textos que hablan sobre el Dios que es único e indivisible, sin ninguna pluralidad dentro de él son en gran manera abundantes. De la misma forma los textos sagrados que nos enseñan la gran verdad de que Dios fue manifestado en carne también abundan en las Sagradas Escrituras.

Si la trinidad fuera cierta, debería haber por lo menos un texto sagrado que asociara la palabra “tres” o el “número tres” con Dios. En realidad ningún texto sagrado presenta esa relación. Todo lo contrario, los textos sagrados que asocian el número uno con Dios son abundantes. El número que más aparece asociado con Dios es el uno.

Antes de que los movimientos evangélicos trinitarios existieran, como la Iglesia Católica no había encontrado nada dentro de las Sagradas Escrituras que hiciera referencia al número tres con respecto a Dios, o a algo que fuera aún ligeramente parecido a lo que la trinidad enseña,
introdujeron un texto apócrifo a los versículos localizados en la 1. carta de Juan 5:7-8. Así aparentemente habían subsanado el problema de la falta de la relación del número tres con Dios.

Ahora, ya no solo se contentaban con reinterpretar los textos sagrados de acuerdo al dogma, sino que introdujeron una herejía en la propia Biblia acarreando para sí la destrucción debida a su extravío.

Muchos años después, un humanista conocido como
Erasmo, (Su nombre completo era Desiderio Erasmo de Rótterdam) se dio a la tarea de realizar una edición del Nuevo Testamento Griego y Latino. Ese trabajo lo hizo en cinco meses (desde el 2 de octubre de 1515 hasta el 1 de marzo de 1516). Aunque su trabajo es interesante, en realidad no es sino un manojo de manuscritos tardíos escogidos al azar y por lo menos en una docena de pasajes, su lectura no está respaldada por ningún manuscrito griego conocido hasta el presente. [folleto elaborado por la SOCIEDAD BÍBLICA IBEROAMÉRICANA para la presentación de la Biblia Textual]

No obstante, es interesante notar que Erasmo había excluido el apócrifo de 1. Juan 5:7-8 de sus ediciones de 1516 y 1519 porque no se hallaba en cualquiera de 5000 manuscritos griegos, sino solamente en manuscritos recientes de la Vulgata—la versión en latín que usaba en ese entonces la Iglesia Católica Romana. Cuando la iglesia Católica presionó a Erasmo a incluir este versículo, él prometió hacerlo si ellos pudieran hallar aun un solo manuscrito griego que lo tuviera. Por fin produjeron uno, y entonces Erasmo con renuencia incluyó el versículo, aunque el manuscrito producido fechaba de 1520. [LA UNICIDAD DE DIOS, escrito por DAVID K. BERNARD; traducido por Robert L. Nix, Keith Nix, Kelly Nix]            

                     
El trabajo del Textus Receptus producido por Erasmo sirvió como base de traducción del Nuevo Testamento a la mayoría de los principales idiomas de Europa. Fue así que Casiodoro de Reina al realizar su traducción de la Biblia al idioma Español, traducción que fue terminada en el año de 1569, incluyó esos textos apócrifos.

Hoy en día la versión Reina Valera (Revisión de 1960) puede leerse en esa parte así (las palabras con rojo son apócrifas):

Cita:

7 Porque tres son los que dan testimonio: en el cielo: el Padre, el verbo, y el Espíritu Santo; y estos tres concuerdan en uno.
8 Y tres son los que dan testimonio en la tierra:
el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.


No obstante revisiones modernas de la versión Reina Valera han omitido esas palabras al comprender que siendo apócrifas no se pueden constituir en ninguna base para enseñar doctrina.
LA BIBLIA TEXTUAL versión Reina Valera, trabajo realizado recientemente por la Sociedad Bíblica Iberoamericana presenta esos textos de la siguiente manera:

 

Cita:

7 Porque tres son los que dan testimonio:
8. El Espíritu, el agua y la sangre; y los tres concuerdan.

Otras versiones de la Biblia han corregido la presentación de las Palabras apócrifas y han presentado esos textos así:

NUEVA VERSIÓN INTERNACIONAL:

Cita:

7 Tres son los que dan testimonio,
8 y los tres están de acuerdo: el Espíritu, el agua y la sangre
.


DIOS HABLA HOY:

Cita:

7 Tres son los testigos:
8 el Espíritu, el agua y la sangre

CASTILLIAN:

 Cita:

7 Sabemos que Jesucristo vino al mundo por medio de agua y de sangre: no solo por medio del agua, sino por el agua y por la sangre vertida en la cruz. De esto da testimonio el Espíritu Santo, que es la verdad misma, y de ese modo los testigos son tres
8 que concuerdan entre sí: el Espíritu Santo, el agua y la sangre.


BIBLIA EN LENGUAJE SENCILLO (En este caso se cita desde el versículo 5 para dar una mejor comprensión al significado del texto)

 

Cita:

5 El que cree que Jesús es el Hijo de Dios vence al mundo y su maldad. 6 Cuando Jesucristo vino a este mundo, fue bautizado en agua, y al morir derramó su sangre. El Espíritu de Dios es testigo de esto, y todo lo que él dice es verdad. 7 Son tres los que nos enseñan que esto es verdad: 8 el Espíritu de Dios, el agua del bautismo, y la sangre que derramó Jesús al morir en la cruz. Y las tres dicen lo mismo.




1. JUAN 5:7-8 EN LA OPINION DE LOS ERUDITOS BIBLICOS?

 


HAY ACUERDO PRÁCTICAMENTE UNÁNIME ENTRE LOS ERUDITOS DE LA BIBLIA DE QUE LAS SIGUIENTES PALABRAS EN ROJO ¡NO SON REALMENTE PARTE DE LA BIBLIA!

1. JUAN 5:7-8 (con el texto apócrifo en rojo)

 

Cita:

7 Porque tres son los que dan testimonio: en el cielo: el Padre, el verbo, y el Espíritu Santo; y estos tres concuerdan en uno.
8 Y tres son los que dan testimonio en la tierra:
el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres concuerdan.


A estas alturas debo ratificar que
Yo no estoy negando la infalibilidad de la Palabra de Dios, creo con toda la convicción que su Palabra es Santa y que no contiene errores. Pero también tengo que denunciar públicamente que la Iglesia Católica Romana añadió unos textos apócrifos dentro de los versículos 7 y 8 de la primera carta de Juan, y que por esa causa muchas personas se están perdiendo en el mundo entero a causa de esa alteración efectuada al texto sagrado.

Pero miremos lo que dicen los eruditos:

L BORNET Y A SCHROEDER (autores trinitarios) en su libro COMENTARIOS DEL NUEVO TESTAMENTO dicen:

Cita:

En el texto recibido en el tenor de los versículos 7 y 8 es acrecentado por una interpolación célebre en la historia del texto del Nuevo Testamento: “porque tres son los que dan testimonio en el cielo: el Padre, la Palabra y el Espíritu. Y tres son los que dan testimonio en la tierra: El Espíritu, el agua y la sangre, y estos tres concuerdan en uno” Las bastardillas no son auténticas. Tienen su origen en una falsa interpretación de los versículos 6 y 7A. Algunos escritores antiguos (Cipriano) vieron en los tres que dan testimonio una alusión a la trinidad. Esta interpolación, primero escrita al margen de un manuscrito habrá sido admitida en el texto por un copista ignorante. Esas palabras no se encuentran en ningún manuscrito griego, excepto uno que data del siglo XVI, y en uno grecolatino del siglo XV. Faltan igualmente en casi todas las versiones antiguas.


DAVID K. BERNARD, en su libro LA UNICIDAD DE DIOS, traducido por Robert L. Nix, Keith Nix, Kelly Nix dice:

 

Cita:

Sin embargo, ¡hay un acuerdo prácticamente unánime entre los Eruditos bíblicos de que este versículo realmente no forma parte de la Biblia! Todas las traducciones mayores en el inglés desde la versión King James (KJV) la han omitido, incluso el Revised Standard Version, The Amplified Bible, y el New International Version. También lo omite el texto griego generalmente aceptado (el texto Nestle). El New International Version (La Nueva Versión Internacional) presenta I Juan 5:7-8 así: “Porque hay tres que testifican: el Espíritu, el agua y la sangre; y estos tres están de acuerdo.” La KJV incluyó el versículo 7 solamente porque la edición del texto griego de 1522, compilado por Erasmo, la incluía. Originalmente, Erasmo había excluido este pasaje de sus ediciones de 1516 y 1519 porque no se hallaba en cualquiera de 5000 manuscritos griegos, sino solamente en manuscritos recientes de la Vulgata—la versión en latín que usaba en ese entonces la Iglesia Católica Romana.

Cuando la iglesia Católica presionó a Erasmo a incluir este versículo, él prometió hacerlo si ellos pudieran hallar aun un solo manuscrito griego que lo tuviera. Por fin produjeron uno, y entonces
Erasmo con renuencia incluyó el versículo, aunque el manuscrito producido fechaba desde 1520. (Véase Norman Geisler y William Nix, Una Introducción General a la Biblia [A General Introduction to the Bible], Chicago: Moody Press, 1968, p. 370.) Por esta evidencia, parece ser creíble que algún copista sobremanera celoso vio “tres son los que dan testimonio” y decidió injertar un poco de su propia enseñanza. Por cierto, el pasaje en cuestión no se relaciona en nada al resto de la discusión aquí de Juan, e interrumpe el flujo de su propio argumento lógico.


En los comentarios a pie de página que aparecen sobre 1. Juan 5:7 en la versión de
LA BIBLIA TEXTUAL, VERSION REINA VALERA, trabajo elaborado por la SOCIEDAD BIBLICA IBEROAMERICANA, se dicen cosas tan interesantes como estas:

 

Cita:

5.7. Después de dan testimonio, el textus receptus añade lo siguiente: en el cielo: el Padre, el Verbo, y el Espíritu Santo; y estos tres son uno. (8) Y tres son los que dan testimonio en la tierra:. Que estas palabras son espurias y no tienen derecho a integrar el texto del N.T. es verdad a la luz de las siguientes consideraciones:

a) EVIDENCIA EXTERNA:

1)
El pasaje está ausente de todos los manuscritos griegos conocidos, excepto cuatro, y éstos, contienen el pasaje en lo que parece ser la traducción de una recensión de la Vulgata. Estos cuatro manuscritos son el manuscrito 61, del S. XVI; el manuscrito 88 del S. XII (que tiene el pasaje escrito al margen por una mano moderna); el manuscrito 629, del S. XIV o XV y el manuscrito 635 del S. XI (que tiene el pasaje escrito al margen por una mano del S. XVII.

2)
El pasaje no es mencionado por ninguno de los Padres griegos, quienes, de haberlo sabido, ciertamente lo habrían empleado en las primeras controversias trinitarias (Sabelio y Arrio). Su primera mención en griego es la versión (latina) de las actas del concilio de Latera en 1215.

3)
El pasaje está ausente en los manuscritos de todas las versiones antiguas (Siria, Copta, Armenia, Etíope, Arabe y Eslavónica (Excepto la latina).

b) PROBABILIDAD INTERNA:

1) En lo referente a la probabilidad de transcripción,
si el pasaje hubiese sido original, no se puede hallar ninguna buena razón que justifique su omisión, bien accidental o intencionalmente, por copistas de cientos de manuscritos griegos y por traductores de las versiones antiguas.

2) Respecto a la probabilidad intrínseca,
el pasaje, simplemente rompe el sentido del contexto.


A todos los lectores les dedico estos textos bíblicos:

DEUTERONOMIO 4:2

 

"No añadiréis a la palabra que yo os mando ni disminuiréis de ella, para que guardéis los mandamientos de Jehová, vuestro Dios, que yo os ordeno"

 

DEUTERONOMIO 12:32

"Cuidarás de hacer todo lo que yo te mando; no añadirás a ello, ni de ello quitarás."


_________________
E INDISCUTIBLEMENTE GRANDE ES EL MISTERIO DE LA PIEDAD, DIOS FUE MANIFESTADO EN CARNE (1. TIMOTEO 3:16)

Por Julio César Clavijo S.

Ibagué, Colombia

Articulos relacionados:
Magia y Religión: El culto al árbol en la Europa moderna
Resumen:
Escrito en el que, sin precisar las costumbres propias de cada nación o pueblo, excepto al final, en que doy algunos ejemplos de representaciones humanas, resumo la creen...
Un acercamiento al fenómeno religioso
Resumen:
La religión es un reflejo particular de las relaciones de los hombres tanto en la sociedad primitiva como en las demás, esclavitud, feudalismo, capitalismo, donde estas s...
Aspectos de la Teología de la Liberación
Resumen:
Aspectos de la teología de la liberación de Ignacio Ellacuría a la luz de la encíclica Populorum progressio. La Teología de la Liberación, surge en América Latina en el s...
Magia y Religión: Encarnaciones animales del espíritu del grano
Resumen:
Escrito en el que resumo las distintas encarnaciones animales del espíritu del grano, según creencias que han perdurado en Europa hasta finales del siglo XVIII.

...
Magia y Religión: El mito de Osiris
Resumen:
Aunque algo extenso, este escrito resume el mito de Osiris, dios de muerte y resurrección egipcio, también de la muerte y los difuntos, que es el equivalente de Adonis en...
Copyright © 2011 ilustrados.com, Monografias, tesis, bibliografias, educacion. Tofos los temas y publicaciones son propiedad de sus respectivos autores ©